Publicidad

¿Cómo es la salida a bolsa de una ex estartap?

El reciente anuncio de la próxima salida a bolsa de Alibaba, el gigante Chino de las ventas online, nos permite comprobar entre muchas cosas como una empresa puede multiplicar su valor por múltiplos de varias cifras en cuestión de pocos años. Esto nos plantea una cuestión clave ¿cómo es la evolución de la financiación de una empresa desde su nacimiento como estartap hasta su salida a bolsa?

Obviamente no se trata de un proceso lineal. No todos los casos repiten el proceso contemplando todos los pasos, sin embargo, hay una especie de patrón que se repite con frecuencia en muchas de las empresas tecnológicas de éxito.

Alibaba-logo

De la idea al negocio

Es este un proceso complejo y variable en el que desde los comienzos donde la autofinanciación del emprendedor es el recurso primario, los caminos pueden avanzar en diferentes frentes (incluso en paralelo) como puede ser la entrada de un colaborador/socio en las fases iniciales de desarrollo de la idea hasta la participación en una financiación de arranque de familiares y amigos de los emprendedores.

En este punto las diferencias de mentalidad entre los emprendedores dependiendo de los países son muchas: desde una mentalidad más abierta al reparto de acciones y la búsqueda de socios financieros de EEUU a una más centrada en la búsqueda de canales estándar como los bancos a través de créditos más extendida en Europa.

En el primero de los casos figuras como la option pool con su reparto de acciones entre los trabajadores iniciales de la empresa permite menos gastos iniciales en salarios por ejemplo.

La empresa y el mercado

Una vez conseguida la financiación inicial por cualquiera de los canales citados y con la empresa accediendo a sus mercados, se impone una visión más global de la financiación. En el caso de una visión cerrada que no desee compartir accionariado esta búsqueda volverá a las fuentes de financiación tradicional mientras que un modelo más abierto se apoyará en diferentes figuras, poco desarrolladas aún en nuestro país.

Dos de estas figuras son las incubadoras y aceleradoras, figuras que suelen aportar espacios de trabajo, apoyo y financiación. El volumen de financiación no suele ser alto, en el entorno de los 25.000 dólares se cuantifica de media en el caso de EEUU, y se balancea con una cesión de entre el 5% y el 10% de las acciones.

Otra opción es la de los Bussines Angels. En este caso las opciones de financiación a cambio de accionariado pueden ser bastante más amplias e incluir en muchos casos la posición de mentor del inversor.

socios financieros

Capital riesgo: la opción intermedia

El acceso a la financiación a través de los fondos de capital riesgo puede venir a ser un paso intermedio previo a una OPV, sobre todo en el caso de países como EEUU donde esta financiación resulta más amplia generalmente que en la zona euro.

Es en el intervalo de estas rondas de financiación donde se dan dos fenómenos a tener en cuenta: la reducción drástica del accionariado del fundador o cofundador y la venta a firmas mayores de la empresa.

La salida a bolsa

En el momento de la salida a bolsa de un gigante como Google, los fundadores de la empresa poseían entre ambos algo menos del 30% del accionariado de la firma. Esto, explicado en el punto anterior, nos da la medida de un proceso abierto que combina financiación y venta de accionariado durante el desarrollo de la marca.

La salida a bolsa representará el porcentaje de acciones que la empresa pondrá a disposición de los inversores, se trata de una operación que realmente en muchos casos acaba resituando el valor de la empresa (algo que parece claro en el caso de Alibaba) y proporciona una dimensión mucho más amplia a la financiación de la misma aunque, a cambio, el control de las empresas a estas alturas será generalmente muy diferente al de los inicios del proyecto.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *