Publicidad

¿Sabés cómo presentar tu proyecto a los inversores?

Buscar financiación es uno de los grandes y difíciles retos de cualquier emprendedor cuando trata de  lanzar su proyecto empresarial. Uno de los momentos críticos para ello es cuando debemos presentar nuestro proyecto de empresa a los posibles inversores, aunque generalmente tenemos claro en términos generales como hacer este tipo de presentaciones y las habilidades de comunicación necesarias en el emprendedor, antes de que llegue el momento debemos preguntarnos honestamente lo siguiente ¿Sabemos cómo presentar un proyecto a los inversores?

Es una pregunta que nos haga reflexionar sobre el modelo del presentación que hemos elegido, las virtudes y defectos, ya que como es lógico de esa concertación va a depender en buena medida lo que ocurra, y por supuesto la motivación o no del inversor para apostar con su capital por el proyecto. Vamos a repasar cualquier caso algunas cuestiones elementales que siempre deben estar presentes en este tipo de reuniones.

Reunión

Sobre todo un buen plan de negocio

Tus habilidades de comunicador son importantes, los soportes que utilices para la presentación también lo son, y por supuesto pueden influir cuestiones como el propio entorno sin embargo, nada de esto funcionará con un inversor avezado si no presentamos un plan de negocio perfectamente estructurado, y que realmente defienda por sí solo la inversión en la empresa.

Solemos confiar en exceso en las  bondades de nuestras ideas, y a pesar de que éstas puedan ser geniales, si no se encuentran sostenidas y defendidas de manera racional en un plan de negocio, es muy complejo encontrar quien apueste por invertir en nosotros. Por tanto la primera fase de preparación de la reunión con los posibles inversores es elemental; preparar el mejor plan de negocio posible, recurrir incluso a profesionales que nos ayuden a elaborarlo, ya que efectivamente está es la primera y más relevante de las claves que van a determinar el resultado final de la reunión con los inversores.

¿Como comportarse?

Excepto en el caso de que el desarrollo de la empresa dependerá de la habilidad de comunicación del emprendedor, a un inversor con un buen plan de negocios de la mano no le va a importar si las habilidades comunicadas son sobresalientes o simplemente aprobadas.

Esto significa que el proyecto como decíamos que debe ser capaz de defenderse por sí solo y ver esta defensa reflejada sobre el papel en números y proporciones razonables. Obviamente el último empujón no puede proporcionar una buena medida, habilidad comunicadora, sin embargo, no será imprescindible. De hecho es preferible para quien no se manejan en este aspecto preparar una reunión sencilla, sin salirse del terreno en el que más cómodo se encuentre y procurando impostar lo mínimo, ya que a nivel de imagen poco al peor que encontrar a alguien al que le faltan evidentes dotes de comunicador tratado de ser un gran comunicador…

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *