Publicidad

Nintendo, un ejemplo para todos los emprendedores

La mayoría de grandes multinacionales líderes en su sector pueden ser un espejo en el que mirarse para un pyme. Casi siempre es posible obtener algún tipo de enseñanza positiva de estos colosos y de su estrategia, tanto actual como en el pasado. Sin embargo, también es verdad que hay compañías ‘reflejan’ mejor que otra. Este es el caso de Nintendo. No voy a esconder mi fascinación por la forma de trabajar de esta compañía, que ha sido capaz de dar un vuelco a un sector tan competitivo e innovador como el de los videojuegos.

Tal y como hizo con el lanzamiento de los primeros videojuegos portátiles y más tarde con la Game Boy, la compañía ha abierto todo un nuevo nicho de mercado hasta hace poco impensable: mujeres y público adulto. Y no se trata de una casualidad, sino de una estrategia bien diseñada que en realidad suponía un enorme riesgo para la compañía: si fracasaban temblaría su hegemonía en el mercado de las consolas portátiles y supondría su adiós definitivo (sobre todo en Europa) al mercado de las consolas tradicionales. Sin embargo, tuvieron éxito y ahora la Nintendo DS es líder indiscutible en su sector, en tanto que la Wii tampoco tiene competencia, ya que ninguna de sus rivales se dirige al mismo tipo de público: todo el mundo.

En términos empresariales esta estrategia se conoce como Océanos Azules, como me ha recordado un artículo de Expansión. El nombre se debe al famoso libro Blue Oceans Strategy escrito por W. Cha Kim y Renée Mauborge, que se puede resumir como buscar nuevos mercados en lugar de competir en los ya existentes. A estos nuevos mercados los llama océanos azules, porque no hay competencia y es fácil crecer, mientras que los otros son los océanos rojos, teñidos por la sangre de la competencia para ganar cuota de mercado.

En los últimos dos años Nintendo ha conseguido encontrar dos océanos azules, el primero con la introducción del género femenino al mundo de los videojuegos y el segundo ampliando su mercado a un público adulto. Y todo gracias a dos consolas muy novedosas y una serie de juegos igualmente enfocados a abrir estos nichos de mercado. Hay dos productos concretos que sirven para ilustrar esta táctica perfectamente: Nitendogs y Brain Training. En el primero (lanzado para la DS) el jugador tiene que cuidar de un cachorro, educarlo, bañarlo, darle de comer… Su impacto sirvió para introducir rápidamente al público femenino a la nueva consola (su lanzamiento fue casi simultáneo). Meses más tarde Nintendo lanzó el segundo bajo el sugerente anuncio de “¿Cuál es la edad de tu cerebro?”. En realidad, Brain Training propone una serie de juegos mentales para mantener la mente al día. Su objetivo, ‘introducir’ al público adulto en el mundo de las consolas; el gancho publicitario (al margen del producto), la actriz Amparo Baró. El resultado, un nuevo éxito que además ha servido para que el posterior éxito de la Wii, ya que este nuevo público de la DS se mostró más receptivo con la novedosa consola de Nintendo.

Diseñar una estrategia de este estilo requiere mucha dedicación y sobre todo recursos, algo que no siempre está al alcance de todos los emprendedores, pero está bien recordar de vez en cuando este tipo de ejemplos para plantearse si nuestra propia oferta aporta algo realmente nuevo o si por el contrario sólo una mejora respecto a algo ya existen. Es decir, si hemos descubierto un océano azul o si habrá que pelear por un hueco dentro del océano rojo.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *