Publicidad

Cuando realizar la apertura de la empresa

Una parte difícil es el armado de la empresa, pero cuando ya se la tiene armada se debe decidir en que momento se lanzará su apertura.No es lo mismo realizar el lanzamiento en épocas festivas, vacacionales, en verano o invierno. Por eso detallamos a continuación una serie de consejos para decidir cuando sería el momento más apropiado para salir al mercado.

Una idea buena, sobre todo para aquellas empresas que necesiten evitar gastos innecesarios, es esperar al primer trimestre del año porque si se comienza a fines de año se deberán tener en cuentas los gastos devenidos de las obligaciones fiscales y mercantiles que se realizan al cierre de cada ejercicio, un coste administrativo bastante elevado para una empresa nueva que necesita de los ahorros generados y a generar.Lo mismo ocurre al cierre de cada trimestre, si se tiene todo preparado a finales de febrero o marzo, por citar un ejemplo, conviene esperar a abril para evitar pagos de impuestos extras y cargas fiscales del primer trimestre.

En algunos casos se generan retrasos por trámites burocráticos y de papeleo, un ejemplo puede ser cuando se decide colocar el nombre a la empresa y éste viene denegado desde el registro. Si sucede esto, no sólo se demorará más el lanzamiento, sino que también se deberá volver a abonar los costes de la registración cuando se decida el nuevo nombre.Una solución para sortear este tipo de trabas es empezar como personas físicas y no como una sociedad mercantil, ya que los trámites burocráticos son más económicos y la actividad que se ofrecerá podrá ser exactamente igual.

Otro dato a tener en cuenta es el producto que se comercializará y ver cuando hay más demanda en el año de ese producto y, por ende, una mejor recepción en el público. Pero tampoco se debe dejar de lado ciertas ayudas, si se abrirá una marca de ropa el cambio de temporada es una buena opción para decidir abrir la tienda. También puede ocurrir que se presente una oportunidad única, ante un cambio fomentado desde el estado, o mismo desde la sociedad, se engendre una idea que pueda afrontar la nueva demanda y ése será el momento exacto, es ganarle al resto, tener innovación y adelantarse al mercado. Aunque este tipo de emprendimientos depende más del resto de los factores y de las buenas oportunidades, que de la planificación y maduración de una idea.Entonces y a modo de conclusión, es recomendable lanzar la empresa o emprendimiento cuando arranque el año o inicie un nuevo trimestre, que en ese trimestre nuestro producto sea demandado por el público para que logre una buena inserción y encuentre un mejor mercado y comenzar figurando como personas físicas.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *